Soy Shandia

Soy publicista y mantendria la industria del cafe y la cerveza... Espero que alguna pague mis cuentas algun dia.
Básicamente (!)

Básicamente (!)

No incurrí en el error de preguntarle si me quería. Comprendí que no era el primero y que no sería el último.

—Jorge Luis Borges

Poco

Poco

Hoy

¡Hoy me acordé de vos!

Hoy que estas en otro país, a kilómetros de distancia, en otro uso horario, con otra moneda y con otra cultura. Pero hoy me acordé de vos. De cuanto reímos, de cuanto compartimos, de todo lo que se de ti y todo lo que sabes de mí. De las cervezas y los té que compartimos. De las aventuras que vivimos y de las que nos faltaron, ahora estas en la tierra de la pampa, el choripan, Fernet, el mate y los asados. Y acá nosotros con el café, gallo pinto y los chiliguaros.
Quizás no te aproveche cuando te tuve y no se si recuperaré este tiempo.
Uno no decide que persona entra en su corazón y que tan largo se encuentra tus amigos. La vida lo hace pero solo para que el corazón viaje y no se estanque.

¡Gracias!

¡Te libero!

¡Te libero!

Monday

En cuanto puede se me escapa,
del aire cuelgan mis suspiros…
y es así de simple, así de grande
es algo que…no consigo no querer.

Y no me cabe más paciencia
estoy cansado de morderme el corazón, no puedo más
si es el destino que me rompa a estas alturas,
que me parta de una vez.

Lo normal….

Las cosas empezaron bien, nos vimos unos días. Cine, mantas, risas, cervezas, maquillando el pasado para parecer más de lo que somos… vamos, lo normal.

Así unos días hasta que uno de los dos pidió algo más. Ese fue el punto de ruptura para que el terreno que pisábamos comenzara a desnivelarse. Vinieron entonces los pretextos, los regates, los mensajes a deshora, las llamadas distanciadas en el tiempo… vamos, lo normal.

Se empezó a cumplir esa extraña teoría de que el amor son vasos comunicantes donde uno quiere y otro se deja querer.

Al final, con el corazón sin presupuesto, tú te cansaste de perseguir, de no encontrar las llaves que abrían las puertas de mi alma, y una buena tarde, después de unas semanas dándote excusas para no verte, me enteré de que volabas en otro colchón, con otro que no era yo, y yo, que tantas veces te esquivé, comencé a quererte.

Vamos, lo normal.






Extracto de La triste historia de tu cuerpo sobre el mío, por Marwan.

Don’t worry…

Why do we have to break down to know if it’s real?
Why do we have to hurt ourselves to learn how to feel?
Why do we learn the right way by doing the wrong?
And why does it start to make sense when its in a song?

I know that you told me once, but would you please tell me again,
When do I kiss goodbye my troubles? the struggle never seems to end?
Why is the truth always so painful?
Why are the lies so easy to take?
But don’t worry, cause I can wait

I know there’s somebody out there who knows what I mean:
Silent on the outside, but inside you scream
Trying to let it out, but it’s just too much,
And then it all comes out when we’re so drunk

I know that you told me once, but would you please tell me again,
When do I kiss goodbye my troubles? the struggle never seems to end?
Why is the truth always so painful?
Why are the lies so easy to take?
But don’t worry, I can wait

Truth always so painful, and lies so easy to take
But don’t worry, cause I can wait
Why is the truth always so painful?
Why are the lies so easy to take?
But don’t worry, cause I can wait, I can wait

Truth always so painful, and lies so easy to take
But don’t worry, cause I can wait
Why is the truth always so painful?
Why are the lies so easy to take?
But don’t worry, cause I can wait, I can wait

Quizás…

Quizás…